Receta: Roscas de anís de mi yaya

Hoy traigo otra receta heredada de mi yaya, unas roscas de anís perfectas para tomar como pastas acompañando un café o un . Son muy parecidas a los huesos de santo y también se podrían hacer con forma alargada, pero mi yaya las hacía enroscadas y yo prefiero hacerlas como ella.

Roscas de anís - www.usokeido.com

Ingredientes:

  • 4 huevos.
  • La ralladura de un limón.
  • 14 cucharadas soperas de azúcar.
  • 12 cucharadas soperas de aceite de olivafrito” frío.
  • 4 cucharadas soperas de anís dulce.
  • 500 gramos de harina (aproximadamente).
  • Azúcar glass.

Preparación:

  • Primero tenemos que hacer lo que mi yaya llamaba “freír el aceite”. Para ello ponemos el aceite de oliva a calentar en una sartén hasta que se caliente y empiece a humear. Entonces apagamos el fuego y lo dejamos enfriar.
  • Una vez frío añadimos en un bol todos los ingredientes menos la harina y los mezclamos bien.
  • Ahora vamos añadiendo la harina “que admita” como decía mi yaya. Para ello la vamos añadiendo poco a poco y sin dejar de remover hasta obtener una masa con una consistencia que nos permita manejarla con facilidad y sin que se pegue en las manos. Más o menos serán unos 500 gramos.
  • Cuando ya está lista cogemos bolas de masa, las vamos moviendo con las manos sobre una superficie plana y ligeramente enharinada para hacer tubitos y los cortamos en trozos de unos 10 cm más o menos.
  • Ponemos a calentar de nuevo la sartén de aceite y cuando ya está bien caliente mantenemos a fuego medio para que no se nos queme.
  • Ahora vamos cogiendo los tubitos que teníamos preparados, los enroscamos y los freímos unos minutos en el aceite hasta que queden dorados por fuera.
  • Las dejamos reposar en una fuente sobre papel de cocina para escurrir el exceso de aceite.
  • Por último, las colocamos sobre la fuente donde las vayamos a guardar y espolvoreamos el azúcar glass por encima.

Notas y variaciones:

  • La cantidad de anís a añadir depende del gusto de cada uno y del anís empleado ya que con los que son muy dulces puede ser difícil de detectar el sabor y con los más fuertes puede notarse demasiado.
  • Para hacer los tubos de masa yo utilizo un papel de cocina sobre la tabla de cortar, aunque también se puede hacer directamente con el papel sobre el banco de la cocina.
  • Las roscas se conservan varios días en un “tupper” hermético sin endurecerse, con lo que se pueden preparar perfectamente de un día para otro.

, , , , ,